La consellera de Educación acusa al Gobierno municipal de Alaquàs de dificultar la construcción del nuevo Cremona

1
65
01.alaquas.cremonafirmas
La comunidad educativa del Cremona presentó en Conselleria más de 8.000 firmas para evitar el cierre de la línea de Infantil.

La consellera de Educación, María José Catalá, ha acusado al Gobierno municipal de Alaquàs, del PSPV, de “sembrar el camino de dificultades” para la construcción del colegio Ciutat de Cremona que lleva 8 años en barracones. Así ha respondido a una pregunta de la diputada Eva Martínez sobre los motivos que han llevado a Conselleria a suprimir la única línea de Infantil para niños de 3 años del centro impidiendo la entrada de nuevos alumnos el próximo curso.

En ese sentido, Catalá ha señalado que prefiere que no haya niños en aulas prefabricadas si existen plazas vacantes en colegios públicos construidos, como es el caso de Alaquàs donde hay otro centro público con educación para niños de 3 años “a un minuto andando”.

La diputada socialista ha instado a la consellera a que dé marcha atrás y permita nuevas matrículas en el centro. “Hoy mi voz es la de los 8.000 valencianos que han firmado un manifiesto en contra de esta supresión de aulas, así como de los padres del Martínez Valls y Bonavista de Ontinyent; la de los padres, madres y alumnos del Ciutat de Cremona que llevan 8 años estudiando en barracones; que llevan 43 días encerrados en el colegio durmiendo en colchonetas en el suelo de sus barracones, esos por los que su Conselleria paga 2, 4 millones de euros al año a una empresa que se está beneficiando a costa de la educación de todos”, ha declarado la diputada.

Según la Conselleria, con la oferta prevista en Infantil en el municipio, habrá 215 plazas para una previsión de 180 niños de 3 años, de 196 en el mejor de los casos, ha precisado la consellera, con lo que sobraría el 16, 2 % de las plazas pero la diputada del PSPV-PSOE ha señalado que “es falso el descenso de la natalidad con el que pretenden justificar el cierre de aulas, porque en Alaquàs no se ha reducido la natalidad, sino que existen los mismos 323 alumnos que había el año pasado, y sin embargo en este ha decidido suprimir dos aulas”.

Martínez ha denunciado que “la causa es otra, porque lo que esconden es su intención de apoyar la educación privada y concertada a costa de la educación pública”, al tiempo que ha recordado que el aumento de ratios “lo acordaron en contra de la comunidad educativa precisamente para esto, para eliminar barracones y cerrar colegios públicos, mientras extrañamente incrementan las plazas en los concertados”.

En su respuesta, Catalá ha exhibido una imagen de la zona donde está ubicado para explicar que el Ciutat de Cremona surgió como una prolongación del colegio Sanchis Almiñano. Catalá ha recordado que la socialista Eva Martínez era concejal de ese Ayuntamiento cuando se solicitó la creación del colegio y el Consistorio cedió una parcela, pero el alcalde de entonces “unilateralmente, decidió cambiar la ubicación”.

Eso provocó que se tuviera que desestimar el proyecto inicial de Ciegsa y hacer otro en otra parcela “que no era de uso educativo y tenía una servidumbre” y además se tuvo que modificar el plan general para “por fin conceder la licencia”, ha explicado la consellera para justificar su acusación de que el Gobierno municipal de Alaquàs ha puesto “dificultades” para construir el nuevo colegio.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here