La comisión de Quint-Pizarro denuncia la amenaza que sufre el Pou a través de la sátira fallera

0
24

El origen de los monumentos falleros radica en la crítica social y la sátira para contar los temas que interesan a los vecinos de a pie. La comisión Quint-Pizarro, en un ejercicio de fervor fallero, ha compuesto una escena en su monumento grande sobre las amenazas al Pou del Quint.
Un ninot que representa a la Muerte, guadaña incluida, llega a Mislata buscando el centenario Pou del Quint para darle la última puntilla. A su lado, un president de la Generalitat convertido en el oso Baloo del Libro de la Selva juega con el histórico edificio mislatero mientras lo separa, con la otra mano, gracias a una larga y ancha carretera bautizada como Ronda Nord.

Los vecinos del barrio del Quint llevan años reivindicando la protección del edificio que les da nombre. En los últimos meses, sus peticiones han tenido respuesta y la comisión de Cultura de Les Corts aprobó su protección como Bien de Relevancia Local y su conservación.

Pese a ello, el proyecto de la Generalitat de prolongar la ronda nord puede afectar al conjunta ya que el trayecto separará el Pou del núcleo urbano de Mislata. © Celia Dubal/Hortanoticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here