Godella aprueba dedicar una calle o un centro al artista Andreu Alfaro que falleció en diciembre

0
103

El pleno del Ayuntamiento de Godella ha aprobado por unanimidad una moción de reconocimiento a la figura y a la trayectoria del artista Andreu Alfaro, fallecido el pasado 14 de diciembre, y a quien dedicará un centro o una calle del municipio.
Según ha señalado el grupo municipal del Bloc-Compromís, la moción fue presentada por su formación aunque, posteriormente, se sumaron el resto de grupos políticos. El escultor vivía en Rocafort, pero su taller se encuentra situado en el polígono de Obradors de Godella, donde se instaló hacia 1992 y en el que desarrolló gran parte de su obra.

Para el Bloc-Compromís, “Alfaro constituye juntamente con Ignacio Pinazo, uno de los grandes iconos de la cultura artística de Godella. Los dos nacieron en Valencia, pero se instalaron en Godella, recibieron en vida un gran reconocimiento internacional con numerosos premios y medallas y fueron artistas creativos e innovadores, con una larga y dilatada trayectoria artística”.

El acuerdo del pleno del Ayuntamiento propone dedicarle “una calle o un centro” en Godella y faculta al alcalde para coordinarse con el Consistorio vecino de Rocafort y rendir un homenaje público al artista “ya sea en forma de exposición, instalación de una escultura o cualquier otra iniciativa que se pueda acordar con la familia Alfaro-Hofman”.

El pasado 17 de diciembre se celebró en el taller del artista un “sentido acto de homenaje” donde participaron sus hijos, el cantante Raimon, numerosos amigos así como “una amplia representación” del mundo político, cultural, artístico y autoridades.

El escultor valenciano Andreu Alfaro (1929) falleció en la madrugada del 14 de diciembre a los 83 años. Figura reconocida en el panorama escultórico internacional de la escultura, la obra de Alfaro ha sido presentada en numerosas exposiciones, ha sido objeto de muchos catálogos, entre ellos uno razonado del IVAM. Además, en 1980 recibió el Premio de Honor Jaume I; en 1981, el Premio Nacional de Artes Plásticas; en 1991, el premio Alfons Roig de Artes Plásticas, de la Diputación de València, y la Medalla de la Universitat de València (UV).

Alfaro inició su actividad artística como dibujante y pintor en la segunda mitad de la década de los cincuenta, realizando sus primeras exposiciones individuales en 1957 y 1958.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here