El Foro Empresarial de l’Horta Sud analiza la oportunidad que abre el comercio online con tres casos de éxito

0
681

El desafío que suponen las nuevas tecnologías puede convertirse en una amenaza para la supervivencia del pequeño comercio. La ventaja que le sacan las grandes cadenas de distribución, se une a la escasa presencia en la red de estos establecimientos tradicionales, dos factores que pueden poner en jaque el futuro de estos negocios.

Javier Echaleku, socio fundador de Kuombo, agencia de marketing especializada en e-commerce, ha impartido una conferencia organizada por el Foro Empresarial de l’Horta Sud, en el marco de la Setmana de l’Economia Local de Catarroja, un encuentro en el que tres empresas de la comarca han aportado sus experiencias de éxito en el proceso de transformación digital. Patricia Capel, de Capel  Mobiliario, Carlos López, de Vetraval Uniformes y Raquel Ríos, de Nineta Catarroja, han expuesto a los asistentes cómo han evolucionado sus proyectos de negocio tradicionales hacia las estrategias de marketing y comunicación digital.

Durante su intervención, Javier Echaleku ha destacado que las nuevas herramientas que Internet pone al alcance de pymes y comercios tradicionales pueden mejorar la competitividad de las empresas. Según el experto, es necesario tener una visión global para comprender y gestionar los cambios que ha causado la revolución tecnológica. Con una buena estrategia, ha añadido, se puede vender más y mejor.

“El comercio electrónico puede ser una amenaza para el pequeño comercio, pero  también se puede convertir en una oportunidad. Este nuevo espacio que se abre permite la omnicanalidad, poder acercarse al cliente y llegar a más público”, ha señalado.

Echaleku ha explicado cómo la revolución tecnológica ha supuesto un cambio en las reglas del juego.  Ahora la marca no emite un mensaje unidireccional, sino que mantiene una interacción constante con el cliente durante todo el proceso. “Cada vez más gente busca opiniones en Internet a la hora de hacer una compra, tanto en el punto de venta como en la red. Por tanto, la fase de búsqueda se integra dentro del proceso de compra”, ha indicado.

El responsable de Kuombo ha analizado cómo el cambio de comportamiento del usuario  obliga a reestructurar la estrategia de marketing de una empresa. “Esta estrategia no tiene por qué transformarse únicamente en montar una tienda online, vendiendo los productos de la tienda física. Se debe tener en cuenta el branding y la comunicación. Ahora nos centramos en el cliente”, ha agregado.

Entre las acciones que hay que emprender en este sector, el experto ha apuntado que hay que conocer el comportamiento del cliente, en definitiva, cuál es el embudo de conversión. “Cómo llegan los usuarios a mi comercio, su comportamiento, si los usuarios vuelven o no, monetización y si los usuarios recomiendan el producto o la marca. Hay que tener en cuenta que una tienda online tiene mucho equipo detrás y no es gestionada por máquinas.
Los diferentes métodos de pago que se pueden incluir, si es importante o no dar todas las opciones de pago existentes”. Todos estos parámetros ayudarán a optimizar esfuerzos y lograr mejores resultados.

Javier Echaleku imparte formación sobre marketing online, desarrollo empresarial y comercio electrónico en diversas escuelas de negocio y universidades. Ha sido impulsor de varias start-ups y está presente en eventos relacionados con el sector.

La Setmana de l’Economia Local de Catarroja se inauguró el lunes hablando sobre turismo y sobre las nuevas oportunidades de negocio que generará la declaración de la localidad como municipio turístico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here