El PSPV insta a Ramón-Llin a exigir a Fabra los 27 millones de deuda y a retirar la subida de la basura

0
63

El portavoz adjunto del grupo socialista en la Entidad Metropolitana para el Tratamiento de Residuos de Valencia (EMTRE), Rafa García, ha emplazado a la nueva presidenta del organismo, María Ángeles Ramón-Llin, a que exija al presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, “que pague los 27 millones de deuda histórica e inmediatamente después retire la subida de la tasa de basuras y que supone entre 50 y 100 euros más a cada familia en la comarca de l’Horta”.
García ha señalado en un comunicado que la deuda del Consell con la Emtre por la extinción del antiguo Consell Metropolità de l’Horta “ha sido reconocida por todos los alcaldes del PP representados en la entidad, pero estos han preferido subir los impuestos a sus vecinos y vecinas que plantarse ante Fabra para exigir lo que es justo”.

El portavoz socialista en la entidad ha realizado estas manifestaciones con motivo de la toma de posesión de la concejal del Ayuntamiento de Valencia como nueva presidenta de la Emtre, a propuesta de la alcaldesa Rita Barberá, en sustitución de Ramón Isidro.

“Con este nombramiento ha quedado demostrado que quien quita y quien pone los responsables en las entidades metropolitanas, también en Emarsa, era y es Rita Barberá, que controla el 48 por ciento de los votos de la asamblea”, ha subrayado García, que ha añadido que su “responsabilidad política” en lo que ocurrió en la depuradora de Pinedo “ha quedado nuevamente confirmada”.

El también secretario de Organización provincial del PSPV y primer teniente de alcalde de Burjassot ha mostrado su “enorme preocupación” porque sea Ramón-Llin, “la que asuma ahora todo el control de la Emtre”, dado que considera que “por delegación de Rita Barberá, siempre apoyó la gestión de Enrique Crespo en la Emshi y Emarsa y votó a favor de las cuentas que ahora están siendo investigadas. No figuran en las actas ninguna crítica a Crespo o a Esteban Cuesta”, ha subrayado.

García se ha referido también a la gestión de Ramón Isidro, del que ha dicho que el balance de su gestión “no puede ser más negativo, porque ha arruinado la entidad, con una deuda de más de 16 millones, y ha duplicado e incluso triplicado la tasa de basuras en algunos casos, obligando a las familias valencianas a pagar entre 50 y 100 euros más al año por el tratamiento de los residuos”, ha argumentado.

El dirigente socialista ha recordado que 10 años después de aprobarse el Plan Zonal “las infraestructuras previstas para la comarca no están terminadas y tienen un sobrecoste de más de 120 millones de euros”. En este sentido, ha recordado que la vida útil de los dos vertederos previstos para Valencia y l’Horta era de 25 años “y al final sólo tendrán capacidad para seis”.

“Con el pago de la deuda histórica y la asunción por parte de la Generalitat de los 120 millones de los sobrecostes no sería necesario haber subido la tasa a los vecinos y vecinas. Esa es nuestra propuesta y eso es lo que debe hacer Ramón-Llin”, ha finalizado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here