El Museo del Almudín acoge una muestra del genial artista de Alboraya, Enric Mestre

0
67

Alboraya. Enric Mestre

El Museo del Almudín de la ciudad de Valencia acogerá desde este martes 24 de septiembre la exposición ‘Entre la intuición, la geometria i el misteri’, del escultor, pintor y ceramista de Alboraya Enric Mestre. La muestra, que consta de un total de 35 esculturas y 25 piezas de pintura cerámica en paneles, permanecerá expuesta hasta finales de diciembre.

Las obras expuestas han sido seleccionadas atendiendo al contexto espacial de El Almudín, y no constituyen una muestra retrospectiva, aunque sí se encuentran reflejadas en ellas las diversas etapas que ha experimentado Enric Mestre a lo largo de su fecunda trayectoria artística. En la exposición figuran paneles cerámicos en gres chamotado y barniz, que unen su faceta de pintor con la escultura cerámica.

Enric Mestre nació en Alboraya en 1936 y cursó estudios de bellas artes y de cerámica en Valencia y Manises. Ha dedicado 32 años de su vida a la docencia, y desde 1979 forma parte de la Academia Internacional de la Cerámica, siendo invitado a participar en diversos Congresos celebrados en Kyoto, Budapest, Boston, Sydney, Zurich, Estambul, Montreal, etc.

La obra de Mestre se inscribe en la línea del arte geométrico. Se caracteriza por construir imágenes en un espacio ficticio, generando arquitecturas cerámicas sugestivas e inexistentes con apariencia escultórica, en las que las líneas se relacionan para subrayar el constructivismo. Todas sus obras, parten de reflexiones dibujadas.

Ha realizado innumerables exposiciones (individuales y colectivas) en España, Japón, Corea, Australia, Finlandia, Francia, Italia, y Estados Unidos.

En 1972 obtiene el primer premio en el Concurso Nacional de Cerámica de Manises y en 1982 recibe idéntico galardón en Calviá (Mallorca). En 1976 el Estado de Baviera (Alemania) le otorgó la medalla de oro. En 1983 fue nombrado Académico numerario de la Real Academia de Bellas Artes de San Carlos de Valencia, siendo la primera vez que un ceramista accedía a este puesto. En 1999 la Diputación de Valencia le concede el Premio Alfons Roig como reconocimiento a la trayectoria de su obra como artista.

El pasado año el prestigioso y reconocido artista de Alboraya tuvo la gentileza de colaborar en el I certamen de cortometrajes de Alboraya en Curt, organizado por Hortanoticias, donando el genial trofeo ganado por Paco Torres, por su corto ‘The rattle of Benghazi’.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here