El Ministerio sólo da una prórroga de 35 días para abrir la fosa mientras Paterna ya ha ordenado la retirada del monolito

0
62

El pasado martes 24, Josefa Celda recibió una carta del Ministerio de Presidencia comunicándole la decisión de “ampliar” el plazo para devolver la ayuda económica que le fue concedida el 25 de noviembre de 2011 para poder exhumar el cuerpo de José Celda Beneyto, el padre de Josefa, fusilado y enterrado en Paterna tras su fusilamiento en septiembre de 1940.
Ante las dilaciones que acumulaba el proceso administrativo, se optó por solicitar una prórroga para utilizar la ayuda. Los familiares y el Grupo por la Recuperación de la Memoria Histórica (GPRMH) han expresado su disgusto por la mínima “ampliación”, de 35 días, del plazo de devolución de la subvención cuando se pedía el máximo posible (6 meses). “La concesión ha sido simbólica y lo peor es que no aporta prácticamente ninguna solución al retraso de casi 8 meses que arrastra el procedimiento”, lamentan.

Mientras tanto, el concejal de Infraestructuras del Ayuntamiento de Paterna dictó el 5 de julio una providencia por la que se dispone el inicio de trabajos y gestiones necesarias para la retirada de la losa y el monolito de la fosa común ubicada en cementerio municipal. La providencia especifica que los trabajos deben estar concluidos antes del 1 de septiembre de 2012 e incluye la exigencia de su posterior restitución a su estado original.

Expediente en Patrimonio

La familia de Celda y el GPRMH han criticado las continuas trabas de las administraciones públicas para permitir la exhumación de la fosa. En ese sentido, desde el GPRMH han señalado que, en una última reunión en su despacho, con presencia del alcalde de Paterna, Lorenzo Agustí, el arqueólogo municipal y jefes de los servicios Técnicos competentes, el Ayuntamiento vuelve a decidir el envío del proyecto a la misma Conselleria que ya se había inhibido: Cultura y Patrimonio, “como si la exhumación de José Celda, cuyos hijos aún viven, víctima del Franquismo hace 72 años, lo fuese de un íbero o judío medieval”.

Por ello, entienden que no se han cumplido las promesas de “suma agilidad tanto del arqueólogo municipal como del mismo Lorenzo Agustí, que aseguraban que era mero trámite a resolver con dos llamadas” pero ha pasado ya un mes “sin que se haya producido pronunciamiento alguno de la Conselleria de Cultura”.

No obstante, visto el posible resultado, “la familia considera abiertas todas las posibilidades tanto a nivel nacional como internacional para ver cumplida la esperanza y los derechos que tienen a que la Justicia y el Estado faciliten la recuperación del cuerpo de una víctima del franquismo como fue José Celda”, concluyen desde el GPRMH.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here