El magnetismo de una mascletà

0
2237

Llama siempre la atención el gran poder de convocatoria que entre los valencianos y valencianas, naturales o residentes en estas tierras, tiene cualquier mascletà, ritmos sonoros y olor a pólvora que nos congregan en la unanimidad gracias a su potente magnetismo, fundiéndonos en uno de los variados y diversos signos de identidad, en este caso, lúdico y festivo de nuestro pueblo.

​Nos sentimos apretada piña durante su desarrollo y gustamos de sus rítmicas crecientes, barrocas, atronadores y apoteósicos finales, premiando con fuertes ovaciones los grandes finales. A ella acudimos formando inmensas columnas humanas y desde ella nos volvemos a casa.
​Esta imagen, esta realidad esperanzadora, me ha hecho pensar en el proyecto cívico que está surgiendo desde la base, desde la sociedad civil, concretada en una amplia plataforma denominada “Amigos de la Comunidad Valenciana / Amics de la Comunitat Valenciana”,  que echa sus raíces en nuestras propias tierras y comarcas, no en las centralistas y antinaturales Madrid y Barcelona con sus partidos políticos totalitarios. ​Si no hemos tenido bastante con los partidos centralistas madrileños (PP,PSOE,Cs), los anexionistas-independentistas de Barcelona no se están quedando atrás, corrupción incluida.
​Los partidos centralistas nos han vendido, los independentistas nos van a someter a otro centralismo más antinatural si cabe para nuestra realidad y manera de ser.
Y ante ello estamos llamados a actuar conscientes de lo que somos. Somos una potencia de pueblo, somos muchos, amantes de lo nuestro, cansados de que los grupos de presión de Madrid o Barcelona hayan arruinado lo nuestro y que no se nos atienda con la misma lealtad, sentido común y solidaridad que nosotros siempre hemos tenido para con el conjunto de regiones de España en cuyo marco históricamente hemos estado encuadrados.

​De ahí que una parte de los residentes de los pueblos y tierras de esta Comunidad Valenciana nos estemos sumando en plataformas “Amigos de…”, esperanzados, con ganas de acabar con la manipulación que nos tienen como títeres desde Madrid y más recientemente desde Barcelona y que nos utilicen como moneda de cambio.

​Plataformas que tenemos por meta converger en un mismo punto, para constituirse en una organización sólida, consistente, verdaderamente autóctona, que haga valer nuestros derechos y exigir lo que nos corresponde en el conjunto de la realidad en la que estamos. Si las bases de este movimiento, que como las olas del mar está extendiéndose por todas nuestras tierras, en el momento oportuno, deciden constituirse en partido político para luchar mejor por nuestros derechos como pueblo histórico propio, singular y diferenciado, se hará. Y se logrará sin lugar a dudas si nuestra sensibilidad atiende al magnetismo de lo que somos, un pueblo cargado de historia que tiene derecho a hacerse de valer.

​El ejemplo unánime del pueblo en torno a la convocatoria de una mascletà nos habla de que queremos y podemos, que somos capaces de demostrarlo, que la calle es nuestra, que el poder puede ser nuestro, de todos y de que hay esperanza. Hay esperanza y posibilidad de devolver el poder al pueblo, a nosotros mismos, y no dejarlo en manos de Madrid o Barcelona a través de sus criados y lacayos.

Mas para salir de esta situación es necesario darnos cuenta de que estábamos oprimidos por los de antes y más por los de ahora a constantes operetas bufas y engaños. Y una manera concreta e imprescindible de tomar posesión de nuestro propio destino como pueblo es implicándonos en este proyecto, con tormentas de ideas incluidas. Proyecto que está emergiendo y en ebullición para plasmarse en un partido verdaderamente democrático y de todos.
José E Aguar |  @AguarVila | Diputado Provincial Valencia | Amics de la Comunitat Valenciana

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here