El Grupo Kamax confirma la continuidad de la fábrica de Museros y de sus 220 puestos de trabajo

0
54

El Consejo de Administración del Grupo Kamax, máximo órgano de representación del grupo alemán, ha ratificado su “decidida apuesta” por la continuidad de la factoría ubicada en Museros y de los 220 puestos de trabajo que integran esta compañía líder en España en la fabricación de tornillería para la industria del automóvil.
Los representantes del consejo se han desplazado a la planta española para expresar, tanto al Comité de Empresa como a los representantes de los sindicatos CCOO y CSI-F, su “plena satisfacción” por los resultados de los acuerdos de flexibilidad, cuentas de horas e incentivación del proceso productivo alcanzados, hace ahora dos años, entre la Dirección y el Comité de Empresa.

Los representantes del grupo alemán han señalado que la planta de Museros ha logrado equiparar su nivel de calidad con el de las mejores del grupo, mediante la “implicación” de su plantilla, y sus representantes, en la “mejora continua, la organización de la producción y la productividad”. Y, gracias a estas premisas, Kamax España, “aún a pesar de los lógicos ajustes coyunturales a los que el mercado pueda obligar, tiene más que asegurado su futuro”, han destacado en el comunicado.

La firma de estos acuerdos entre Kamax España con su representación sindical han tenido como contrapartida que el grupo haya aportado un importante paquete adicional de piezas nuevas y nuevos clientes, así como un volumen aproximado de inversiones de 10 millones de euros para mejorar la capacitación del personal y maquinaria, cifra que “supera con creces todo lo invertido durante la década pasada”.

Durante el encuentro, el secretario general de CCOO del País Valencià, Francisco Molina, ha asegurado que los sistemas de gestión en los que la dirección y los representantes sindicales colaboran son “un requisito para empresas de éxito y con futuro” y apuesta por que este modelo, basado en la “confianza, implicación de las partes, y asunción de compromisos mutuos razonables, se extendiera a otras muchas más empresas de nuestro entorno”.

El presidente autonómico del CSI-F, Daniel Matoses, también ha destacado que compañías como Kamax son un “ejemplo” de cómo se pueden sustentar proyectos empresariales donde la “eficacia y competitividad no tienen porqué estar reñidas con la creación de empleo, y de calidad, y ello a pesar de hacerlo en momentos económicos tan difíciles como los que estamos viviendo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here