El festival que organiza la Asociación L’Ampli de Puçol triunfa un año más

1
77

01.puzol.ampli5La Asociación de L’Ampli vuelve a triunfar en la playa de Puçol. La buena música y el excelente ambiente fueron los encargados de conmemorar el XVI aniversario de la asociación. La implicación de los músicos socios dio su resultado en un día en el que la afluencia de gente superó a la anterior edición y la asociación pudo recaudar más fondos para su mantenimiento y la realización de conciertos.

El día comenzaba temprano, a la hora de comer, con una paella que reunió a muchos asociados de L’Ampli. Así, los miembros acudieron a la Plaça Rosa dels Vents para comenzar el montaje de barras e instrumentos.

Los conciertos se iniciaron de manera oficial a las siete de la tarde. Los encargados de estrenar este gran aniversario fueron The Bastard Cousins Band con versiones de rock’n’roll y blues. Expected By Nobody fueron los siguientes, quienes, con sus versiones de metal y hard rock, dieron paso a un parón de dos horas.

Durante este descanso, la asociación realizó en novedoso sopar popular tanto para los miembros como para el público que, con anterioridad, se había apuntado a esta cena. Además, los grupos de la noche pudieron sonorizar y dar los últimos arreglos a su sonido, que acabaría de culminar ese día.

Después de un merecido bocata de medidas y sabor astronómicos, los grupos de la noche comenzaron sus magníficas actuaciones. Infiltrados, con su rock macarra, abrió esta serie de actuaciones. Les siguieron Acid Cookies con una amplia variedad de versiones y canciones propias.

Pero eso no es todo, durante los espacios en los que estos dos grupos afinaban sus guitarras y repasaban las letras, L’Ampli cumplió un año más con el esperado concurso de cerveza, que culminó con el triunfo de Adrián Calero, miembro de L’Ampli, quien se impuso con facilidad.

Punyalà Trapera rindió tributo a Metallica para cerrar el cartel, reducido a seis grupos por la caída a última hora de Again Smoked. Pero el público no tuvo suficiente, así que, con la demanda de más rock, se improvisó una última actuación realizada por algunos integrantes de Hasta la Saciedad y Cromañones.

La noche se alargó hasta las 3.30 de la madrugada con música para todos los públicos y unos espectadores involucrados en la música que ofrecían los miembros de L’Ampli.

Pidiendo una reflexión final a Pedro Ponce, presidente de la asociación, su mayor reconocimiento es para aquellos que mostraron su amor por la música: “queremos destacar, primero, la gran ayuda que hemos recibido para realizar un día magnífico como fue el sábado, no sólo de miembros de la asociación, sino también de otras muchas personas ajenas a ella, que lo hacen porque creen en la música”.

Y, por si fuera poco, el espacio acogió a la perfección este evento anual: “Un lugar de paso donde decenas de vecinos y turistas curiosos se quedaban para disfrutar de música en directo y del gran ambiente que había. Un lugar que ayuda a mitigar las molestias a los vecinos gracias a que al estar encarado hacia el mar y la brisa nocturna, el sonido apenas se escucha en las calles colindantes”.

Uniendo todos estos ingredientes, el día de L’Ampli de este año ha sido una versión mejorada de la edición anterior.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here