horta low 2

El concejal de Cs Rocafort Chimo Ribera abandona el partido desencantado con la escasa democracia interna

1
13439

En un goteo constante, concejales que adquirieron su acta gracias al tirón de Ciudadanos en las pasadas elecciones municipales están abandonando la formación desencantados de uno u otro modo con el partido y con la dirección del mismo. Hoy ha sido el concejal de Rocafort Chimo Ribera quien ha presentado su baja del partido y ha comunicado al Ayuntamiento su paso al grupo de los no adscritos.

Según ha explicado a Hortanoticias, el que fuera el número dos de Cs en Rocafort y uno de los dos concejales del grupo municipal, desde el principio notó que no la manera de hacer política del partido y de su portavoz, Guillermo Gimeno, no era la que él esperaba atendiendo a las proclamas con las que Ciudadanos nació y creció en la Comunitat Valenciana.

Desencantado, tras año y medio en el que ha visto cómo la agrupación que él mismo fundó en enero de 2015 se deshacía, cómo se apoderaban del partido los ‘ex’ del PP y cómo le resultaba imposible ponerse en contacto con la dirección del partido, Ribera ha decidido abandonar Ciudadanos tras la “puntilla”, como él mismo la ha llamado, del pasado Congreso del partido donde se impuso la línea oficialista.

Para Ribera, en Ciudadanos la democracia interna brilla por su ausencia. Según ha señalado el concejal de Rocafort, en los municipios de menos de 250.000 habitantes, los candidatos no se pueden elegir, vienen impuestos, por lo que, considera, se cierra la puerta a la mayoría de los integrantes y afiliados de Ciudadanos.

“En Ciudadanos no sólo se está dando cobijo a ex miembros del PP sino que se los premia y se los aúpa a puestos de coordinación”, ha lamentado Ribera quien ha insistido en que no se están cumpliendo las premisas con las que se creó Ciudadanos. De hecho, en la propia agrupación de Rocafort, donde Gimeno es el coordinador, nadie va a las reuniones y no se atiende a los vecinos que se interesan por integrarse o afiliarse al partido.

Por todo ello, Ribera ha decidido seguir el camino de otros ediles y abandonar el partido camino del grupo de los no adscritos puesto que no piensa dejar el acta de concejal. Su intención es seguir trabajando, como hasta ahora, por mejorar el municipio y ha remarcado que ese era su objetivo desde el principio pues nunca había entrado en política hasta ahora y si lo hizo fue por las ganas y la ilusión de cambiar Rocafort desde un nuevo partido que prometía hacer las cosas de otra forma.

Preguntado sobre su futuro inmediato, Ribera ha explicado a Hortanoticias que, de momento, va a seguir como concejal trabajando por mejorar Rocafort hasta agotar la legislatura aunque explica que no tiene clara qué dirección tomar más allá. “El tiempo dirá”, concluye.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here