Dos familias de Manises reciben sendas viviendas sociales gracias al acuerdo entre Ayuntamiento y Conselleria

0
87

Manises. entrega viviendas sociales

La consellera de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, Isabel Bonig, y el alcalde de Manises, Francisco Izquierdo, han entregado dos viviendas sociales a dos familias del municipio tras la firma de un convenio con el Ayuntamiento de Manises para que Manises se integre en el Programa Extraordinario de Alquiler de Interés Social de la Generalitat.

En el caso de Manises, los pisos hoy entregados forman parte del parque público de la Generalitat en dos grupos de viviendas, situados en las calles Riu Xúquer-Carasols y Salt del Aïgua.

La Entidad de Infraestructuras de la Generalitat (EIGE) gestiona en Manises un total de 231 viviendas. De ellas 228 están alquiladas o en proceso de compra, dos se entregan hoy y una última que está previsto rehabilitar el próximo año.

Natividad y Luis Miguel, y Mª Carmen y Mariano, parecían no creer que por fin iban a tener una vivienda digna. “Estoy alegre, hemos pasado momentos muy duros y por fin ha llegado la felicidad”, ha afirmado Natividad. “A la gente que esté pasando lo mismo que hemos pasado nosotros, le diría que sigan luchando. Ya teníamos perdida la fe y ha sido una alegría para nosotros conseguir esta vivienda”, añade su marido, Luis Miguel.

“Hoy es un día para no olvidarlo, pero por la emoción, por la alegría y por ver que, como decía mi madre, el que la sigue, la consigue. Dicen que de cobardes es tirar la toalla. Hay que luchar, si te caes, hay que levantarse, pero ya no por nosotros, sino por nuestra hija, que es adolescente, tiene 15 años y lo único que piensas es que se merece un sitio digno para vivir. Nos daba igual más grande, más pequeño, más bonito, más alto, más bajo. Lo que queríamos es que ella se sintiera orgullosa de tener una vivienda”, explicaba Mª Carmen, que junto a su marido, Mariano ha acudido a recoger las llaves de su vivienda. “Es muy duro, porque ya no estamos hablando solamente de un desahucio, sino de condiciones infrahumanas, como estar cuatro meses sin agua ni luz, no tener una ducha para poder ducharte con un calentador. Siempre ha habido gente buena que nos ha ayudado, no tengo palabras para agradecer todo”, añade Mª Carmen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here