Cultura paraliza una obra del Plan Confianza porque la Conselleria de Gobernación no solicitó el permiso necesario a Patrimonio

0
69

El Plan Confianza de la Generalitat está dando más problemas de los esperados incluso por los ayuntamientos socialistas que siempre han puesto en entredicho los fondos del Gobierno autonómico para financiar esas inversiones. En Burjassot, una de las obras que ejecuta la Conselleria de Gobernación ha sido paralizada por la Conselleria de Cultura quien ha exigido la solicitud de un permiso previo a Patrimonio.
En el PSPV-PSOE del municipio no salen de su asombro ante la descoordinación de las diferentes consellerias de la Generalitat ya que el permiso que Cultura ha pedido se lo ha reclamado al Ayuntamiento cuando, según las bases del Plan Confianza, las obras en los municipios de más de 10.000 habitantes las debe ejecutar la conselleria competente que, en este caso, y tratándose de un edificio para albergar servicios municipales como la Policía Local, era potestad de Gobernación.

Sin embargo, la Conselleria que dirige Serafín Castellano no solicitó a Patrimonio un permiso previo al inicio de las obras ya que el edificio a restaurar se encuentra en el área de influencia del monumento Los Silos declarado Bien de Interés Cultural (BIC). Por ello, el director territorial de Cultura ha remitido un escrito ordenando al Ayuntamiento que paralice las obras.

Además, en este escrito, en su punto tercero, reclama el expediente de obras al Ayuntamiento, como si fuese éste quien estuviese ejecutándola cuando ese expediente está en poder de la Conselleria de Gobernación.

Todo esto, que para los socialistas de Burjassot es “otro desprecio a Burjassot y un cúmulo de desfachateces producto de la ineptitud de la Generalitat, vuelve a desembocar en una merma en la calidad de vida de nuestros ciudadanos”, según ha declarado el secretario general del partido, Manuel Lozano.

Lozano vincula este hecho a otras obras paralizadas “puede que intencionadamente debido a la falta de liquidez de la Generalitat” como la ampliación del ambulatorio, el soterramiento de las vías, la construcción del colector de aguas o la construcción del nuevo colegio San Juan de Ribera, proyectos todos ellos “boicoteados y dilatados desde hace muchos años por la Generalitat con mentiras y excusas legales, siempre dirigidas a servicios públicos destinados a la clase trabajadora”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here