Conselleria no aclara a los padres del San Juan de Ribera dónde estudiarán sus hijos en septiembre

2
102

Brujassot reunión conselleria AMPAEl AMPA del San Juan de Ribera de Burjassot se ha reunido esta mañana con el secretario autonómico de Educación, Rafael Carbonell, para saber cuál será el futuro de sus hijos cuando comiencen el curso el próximo 9 de septiembre, sin embargo no han recibido ninguna respuesta al respecto. A la reunión han asistido más de 300 miembros de la comunidad educativa del CEIP, así como miembros del gobierno municipal.

El centro necesita obras, si bien, los informes realizados por la conselleria de Educación y por el Ayuntamiento de Burjassot no se ponen de acuerdo en cuáles deben ser estas.

El Consistorio encargó un informe a una empresa independiente en el que se señalaba que la reparación que necesita el edificio supera los 600.000 euros, más de la mitad de lo que costaría un centro nuevo, por lo que técnicamente el edificio está en ruina económica y así lo declaró el Ayuntamiento y apostó por instalar a los alumnos en barracones hasta la construcción de un nuevo centro.

Sin embargo, la conselleria de Educación asegura que las instalaciones tan sólo requieren la reparación de la cubierta, por lo que han solicitado al Ayuntamiento la concesión de una licencia de obra menor, que no supera los 200.000 euros.

De hecho, el pasado viernes presentó las alegaciones al informe del Consistorio y ahora un arquitecto municipal deberá estudiar los informes de ambas instituciones y las alegaciones de Educación para decidir si concede la licencia o si se declara en ruina económica al centro, por lo que debería cerrarse.

Lo cierto es que, sean cuales sean, los alumnos no podrán comenzar el curso en las actuales instalaciones. Por ello, los padres y profesores del centro han querido saber cuáles eran los planes de Conselleria para ellos.

La concejal de Educación de Burjassot, Mª Luz Andrés, ha preguntado a Carbonell qué sucederá “en el caso de que el Ayuntamiento concediera licencia de obra para la rehabilitación del edificio, teniendo en cuenta que las obras tienen una duración estimada de dos meses y medio”.

El secretario autonómico, sin embargo, no ha respondido a esta pregunta, explicando que hasta que el Ayuntamiento no les conceda la licitación de las obras, no contestarán.

“Depende del Ayuntamiento lo que se haga ya que están a expensas de que se conceda la licencia de obras. Debe respondernos por escrito. Hasta que no lo haga no tenemos pensado ningún plan B para el colegio”, ha señalado.

En respuestas a las declaraciones de Educación, el portavoz del grupo municipal socialista y primer teniente de alcalde en el Ayuntamiento de Burjassot, Rafa García, ha denunciado que “la intención de la Conselleria era desinformar, manipular y culpar al Ayuntamiento”.

García también ha desmentido las palabras del secretario, quien ha hablado de reforma integral, asegurando que “en ningún momento la Conselleria ha planteado al Ayuntamiento una reforma integral del colegio, la Conselleria solo ha planteado un proyecto para cambiar la cubierta y esa obra no subsana todas las deficiencias detectadas en nuestros informes”.

Y ha indicado que “ha obviado de forma consciente que existe un expediente para declarar en ruina económica el colegio y que detecta importantes deficiencias más allá de la cubierta y ha intentado hacer ver que el cambio del tejado es una reforma integral del centro”.

Así, el portavoz socialista ha señalado que “no existe intención de la Conselleria de rehabilitar el San Juan de Ribera”.

Por su parte, el PP de Burjassot ha defendido el informe de Conselleria y ha criticado la actuación del gobierno municipal por no conceder la licencia para rehabilitar el techo del centro mientras se espera a la construcción del nuevo.

Ante toda esta situación, los padres se han mostrado enfadados y angustiados, ya que desconocen dónde iniciarán el curso sus hijos. Incluso se plantean si Conselleria los enviará a escuelas en otros municipios, ya que los centros de Burjassot no pueden asumir a los alumnos.

Una de las madres, perteneciente a la AMPA, ha asegurado que “han venido a hacer el paripé. No han dado ninguna solución. Han dicho, tengo que ir para que no digan nada”.

Màrius Fullana, miembro de la junta directiva de la AMPA de la escuela y coordinador de las AMPA de Burjassot, ha explicado en declaraciones a Hortanoticias.com que los padres quieren un centro nuevo, aunque tengan que esperar para tenerlo, evitando que se ponga en peligro a sus hijos y a los trabajadores del centro.

Y ha insistido en que el primer paso es colocar los barracones para que, pase lo que pase, los niños puedan comenzar el curso con normalidad.

De hecho, según ha recordado Sullana, el Ayuntamiento ya ha acondicionado un espacio para que se coloquen las aulas prefabricadas, con lo que Conselleria sólo debe dar la orden y “en dos semanas ya estaría listo”.

El miembro de la AMPA también ha señalado que los profesores,  muchos de los cuales son padres de alumnos del centro, se encuentran en la misma situación, desconociendo dónde deberán dar clases el próximo curso.

Tras la reunión, a la que también han asistido la concejal de Bienestar Social, Susana Marco, el concejal de Servicios Municipales, José Blanco, dos técnicos de urbanismo del Ayuntamiento, entre los que se encontraba el arquitecto municipal que también ha contestado a las preguntas realizadas por los padres, así como dos concejales del PP, el Ayuntamiento ha querido señalar las inversiones que se han hecho en el centro para desmentir que sus problemas sean una cuestión de mantenimiento.

Así, el Consistorio ha explicado que desde el año 2008 y hasta el pasado, 2012, el Ayuntamiento ha invertido en el San Juan de Ribera casi 1.700.000 euros para facilitar, en la medida de sus posibilidades, la construcción del nuevo centro, comprando y habilitando el solar anexo donde podrían situarse los barracones.

“A esta cantidad hay que sumar los cerca de 1.600.000 euros al año que invierte el Consistorio en los colegios públicos del municipio, haciéndose cargo no sólo de las tareas asignadas como es su mantenimiento, el pago de la luz, el agua o los servicios contratados, junto a los programas educativos desarrollados en los colegios, sino también afrontando arreglos y obras que le corresponden a la Conselleria de Educación pero que ésta no realiza”, ha concluido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here