Compromís afirma que su denuncia que provocó la cancelación del Marenostrum “pretendía salvaguardar la huerta”

El grupo municipal Compromís per Alboraia, como ya había hecho horas antes Per l’Horta, ha culpado al Ayuntamiento de Alboraya de la cancelación del Marenostrum Music Festival y ha lamentado que “por la irresponsabilidad del alcalde” se haya llegado a esta situación por lo que nos hemos visto obligados a actuar con la máxima responsabilidad para salvaguardar la huerta”.

Alboraya_peixets_marenostrum

En un comunicado, Compromís ha asegurado que su objetivo siempre ha sido la protección de la huerta de Valencia “como un patrimonio agrario, medioambiental y paisajístico único en el mundo“.

El portavoz de Compromís de la comarca de l’Horta Nord, Vicent Grande, ha resaltado “la irresponsabilidad del alcalde de Alboraya al dejar que llegara la fecha de comienzo del festival sin tener todos los permisos e informes pertinentes”.

Grande ha reprochado al consistorio que “en lugar de desistir y no autorizar, salió adelante, dejó que las máquinas entraran en los campos y la empresa comenzara a hacer el montaje, cuando aún no tenía seguridad legal de la realización del evento”.

El portavoz ha asegurado que “no es cierto que la partida del Miracle fuera una zona degradada” y ha explicado que “sólo el 5% de la partida tenía basura de cuando se limpió el cauce del Barranco del Carraixet hace casi dos décadas; el resto de la partida eran campos de huerta, algunos en activo y otros no”.

Grande explicó que se trataba de “una zona deprimida por la crisis económica y la falta de una política agrícola durante los 20 años de gobierno del PP, regidos por la especulación urbanística en esta zona costera y cercana a Valencia”.

Por su parte, la concejala y portavoz de Compromís por Alboraia, Angels Belloch, ha denunciado que la zona donde se quería realizar el festival, la partida del Miracle, “es uno de los pocos espacios donde la huerta se abre a una playa sin urbanizar, lo que le añade más valor si cabe”.

Belloch ha recordado que la zona forma parte del proyecto de Plan de Acción Territorial de la Huerta de Valencia (PATH),  por lo que  “no entendemos las actuaciones del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Alboraia, ni tampoco su actitud beligerante con el patrimonio natural y agrario de los valencianos.

La portavoz municipal de Compromís reivindica que ahora “es el momento de exigir la subsanación de los daños ocasionados en la partida del Miracle, el sistema de dunas, la playa y el entorno de la ermita, así como de garantizar la óptima funcionalidad del sistema de riego”.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *