Clamor en Paterna contra la propuesta de Palma de estudiar un sistema que “mejore la actividad funcionarial”

0
19

Los grupos de la oposición en el Ayuntamiento de Paterna del PSPV y Compromís han denunciado la intención del equipo de Gobierno y, en concreto, del concejal de Hacienda, Manuel Palma, de contratar una empresa externa por 90.000 euros al año (360.000 en total) para que se encargue de diversas tareas de fiscalización del trabajo de los funcionarios con tareas como controlar su horario. El equipo de Gobierno lo niega.
Según un comunicado emitido desde el Consistorio, es “rotundamente” falso que vaya a contratar un servicio para el control y supervisión de la labor de los empleados públicos. Dichas afirmaciones por parte de los grupos de la oposición, para el equipo de Gobierno son “conjeturas emitidas a raíz de la providencia del concejal de Hacienda que refleja la voluntad de estudiar un sistema que mejore la actividad funcionarial”.

Sin embargo, insisten, “no existe a día de hoy ninguna resolución municipal en ese sentido y tampoco una partida presupuestaria que prevea dicha contratación”.

Desde los grupos de la oposición, sin embargo, hablan de un contrato de 360.000 euros con 48 mensualidades de 7.500 euros para pagar a una empresa externa que ofrecerá servicios que ya realizan los propios funcionarios.

Según el concejal de Compromís, Juanma Ramón, entre las tareas que debería hacer la empresa externa se habla de control del cumplimiento de los horarios de personal del Ayuntamiento, “que ya ficha en una máquina que hay al efecto en las dependencias municipales y que se revisa desde Personal; o también se habla de control del cumplimiento de los servicios y trabajos que se hacen en el Ayuntamiento, tarea que realiza cada jefe de área”.

“E incluso incluye que la empresa externa debe hacer una redistribución del personal para que no haya departamentos sobredimensionados y otros que estén escasos de personal, cuando se ha estado dos años reestructurando la plantilla y se acaba de aprobar una Relación de Puestos de Trabajo (RPT) que ha costado 120.000 euros”, explica el edil de Compromís que ha calificado esta idea de “barbaridad, desmesurada, inconsciente, irregular e inmoral”.

En ello coinciden desde el PSPV-PSOE quienes consideran “un abuso, una falta de responsabilidad y un descarado despilfarro del dinero público de todos los paterneros la decisión de contratar a una empresa externa para que controle y supervise el cumplimiento de horario y del trabajo de los funcionarios”.

“Este anuncio es una auténtica aberración dada la actual situación financiera del consistorio paternero y las duras medidas de ajuste acometidas por el PP contra los empleados públicos y la ciudadanía”, recuerdan los socialistas en referencia a la constante destrucción de puestos de trabajo, el recorte de ayudas y la subida de impuestos y de precios públicos que está llevando a cabo el PP excusándose en la crisis.

Los socialistas denuncian esta pretensión después de conocer la providencia dictada por el concejal de Hacienda, Manuel Palma, en la que informa sobre la decisión del Equipo de Gobierno de sacar a concurso público, con un precio de salida de 360.000 euros y por un periodo de 4 años, el servicio de Control y Supervisión del Personal del Ayuntamiento de Paterna.

De hecho, desde el PSPV van a estudiar jurídicamente esta medida de vigilancia por si atenta contra los derechos de los trabajadores por tener que, actualmente, ya están sometidos a un control de asistencia y horario mediante un sistema de huellas dactilares.

Desde el equipo de Gobierno, sin embargo, aseguran que todas las medidas que desarrolle el Ayuntamiento en esta materia se enmarcan en el Plan Municipal de Eficiencia en la Administración Local que busca “implantar mecanismos de mejora de la actividad funcionarial ahorrando costes al Ayuntamiento y en ningún caso incrementándolos”.

“Es objetivo del concejal de Hacienda, como de todo el Equipo de Gobierno con su alcalde a la cabeza, conseguir un mayor grado de eficacia en el cumplimiento de los servicios públicos, una mayor productividad del personal sujeto a la Administración, una necesaria reasignación del personal atendiendo a las prioridades que la situación económica y social actual exige y una motivación del personal a través de la formación e información sobre los sistemas de calidad y eficiencia públicos que debe presidir una administración moderna y adaptada a estos tiempos”, argumentan fuentes municipales.

Respecto a las críticas de la oposición, el equipo de Gobierno ha asegurado que “desde que dirige el Ayuntamiento no ha hecho ningún tipo de despilfarro, ni duplica servicios ya existentes y tampoco los privatiza”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here