CCOO denuncia que el Gobierno municipal pretende despedir a 37 trabajadores del Ayuntamiento

0
79

El sindicato CCOO ha denunciado que el alcalde de Alboraya, Manuel Álvaro, pretende despedir a 37 trabajadores del Ayuntamiento según contempla en el Plan de Viabilidad propuesto por el equipo de Gobierno. Según CCOO, la idea es amortizar plazas, despedir a personal interino, suprimir puestos de trabajo y anular la oferta de empleo público.
Los sindicatos UGT, CCOO y SPPLBCV mayoritarios en el Ayuntamiento de Alboraya, se han reunido con los grupos de la oposición, PSOE, CIALBO y BLOC para analizar la difícil situación laboral del Ayuntamiento de cara a los presupuestos de 2009. En el encuentro, los representantes sindicales, han trasladado a los grupos políticos información sobre las condiciones laborales de los trabajadores del Ayuntamiento y han explicado el supuesto Plan de Viabilidad.

Según ha denunciado CCOO, la supresión de puestos de trabajo incrementará la carga de trabajo en servicios “infradotados”, mientras que anular la oferta de empleo público provocará “la desaparición o la merma de los servicios públicos que se ofrecen a la ciudadanía de Alboraya”.

La intención del equipo de Gobierno de dejar sin empleo a 37 trabajadores contrasta, según el sindicato, “con los 2.000 puestos de trabajo que el alcalde pregona que quiere crear aprovechando el Plan de Empleo Local que le facilita el Gobierno central y la Generalitat”.

Así, han calificado de “paradójica” esta circunstancia y considera que “se eleva a la categoría de cinismo cuando – el anuncio de los 2.000 empleos – se produce en medio del inminente despido de trabajadores del propio Ayuntamiento”.

CCOO ha recordado la “sangría laboral” producida durante el año 2008 con el despido improcedente de 25 trabajadores “cuyas indemnizaciones han sido millonarias sin que nadie le haya pedido cuentas al alcalde por su mala gestión en materia de personal” y, en ese sentido, ha señalado que Álvaro pretende compensar la mala gestión realizada en el municipio y que ha llevado al Ayuntamiento, en el ejercicio presupuestario de 2007, a un déficit de más de cuatro millones de euros, mediante la supresión de puestos de trabajo “de manera irresponsable”.

“Algo que en una empresa privada exigiría un E.R.E. y por tanto control y autorización administrativa de la autoridad laboral, además de negociación sindical, en el Ayuntamiento pretende llevarlo adelante con un simple acuerdo del Pleno donde el PP tiene una holgada mayoría absoluta”, ha lamentado.

Por otra parte, también ha denunciado que el equipo de Gobierno no ha aclarado la evolución que ha tenido durante estos últimos años la incorporación de personal de confianza, su número, el total del montante económico que supone, así como los puestos de trabajo que realmente ocupan. De igual modo, CCOO critica que se incorporan como gastos de personal lo correspondiente a los emolumentos de estas personas y de los propios concejales, “lo que distorsiona evidentemente el estudio de viabilidad que plantean”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here