Burjassot homenajeará a Miguel Ángel Cornejo, guardia civil asesinado por ETA en 1986

0
227

Burjassot. Banderas a media asta por victimas del metro 1Burjassot aprobará, en el próximo pleno municipal si no hay cambio de voto de lo anunciado en la comisión previa al plenario, una moción para reconocer públicamente a título póstumo a Miguel Ángel Cornejo Ros, agente de la Guardia Civil, vecino de Burjassot, asesinado por la banda terrorista ETA el 14 de julio de 1986.

La moción, que saldrá posiblemente por mayoría, solicitará la más alta distinción honorífica municipal para el agente de la Guardia Civil, y pedirá designar el nombre de “Guardia Civil Miguel Ángel Cornejo Ros”  a la próxima calle o plaza a rotular por la corporación municipal, por la dedicación de su corta vida profesional al servicio de los demás.

La propuesta, formulada por el PP de Burjassot,  también solicita que el Ayuntamiento de Burjassot rinda homenaje  a todas las víctimas del terrorismo, con un recuerdo especial al concejal de Ermua, Miguel Ángel Blanco Garrido, asesinado por ETA el 13 de julio de 1997, y al Guardia Civil de Burjassot, Miguel Ángel Cornejo Ros,   muerto en acto de servicio y asesinado por la banda terrorista  ETA, el 14 de julio de 1986.

La portavoz municipal del PP en el Ayuntamiento de Burjassot, Cristina Subiela, en su moción, afirma que “Burjassot no puede dejar un día más sin rendir homenaje y expresar su repulsa por el asesinato de Miguel Ángel Cornejo Ros”, del que el 14 de julio se cumplieron 27 años de una de las mayores masacres cometidas por la banda terrorista ETA en España, que provocó la muerte de 12 guardias civiles en la plaza de la República Dominicana de Madrid.

Una furgoneta-bomba, que estalló al paso de un convoy de vehículos de la Guardia Civil procedente de la Escuela de Tráfico de la calle Príncipe de Vergara, mató en el acto a cinco guardias civiles, entre ellos, a Miguel Ángel Cornejo Ros, vecino de Burjassot.

Otros cuatro guardias civiles murieron en las horas posteriores al atentado. Tres más lo hicieron en los siguientes días, ascendiendo a un total de 12 el número de víctimas mortales.  Además de los fallecidos, setenta y ocho personas  sufrieron heridas de diversa consideración, heridos de gravedad, con secuelas físicas y psíquicas irreversibles de por vida. En el convoy viajaban setenta guardias civiles alumnos de la Agrupación de Tráfico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here