Alboraya presenta ante Fiscalía 6 comfort letters firmadas por Álvaro, sin los perceptivos informes, por valor de 11’7 millones

0
123

El equipo de gobierno de Alboraya ha llevado a la Fiscalía 6 comfort letter firmadas por el anterior alcalde, Manuel Álvaro, facilitadas por la Empresa de Gestión Urbanística y Servicios de Alboraya S.L. (EGUSA) de titularidad municipal. Con estas cartas Manuel Álvaro avaló por un importe total de 11’7 millones de euros 6 comfort letters a 5 entidades bancarias poniendo al Ayuntamiento como aval en caso de que la empresa pública Egusa no pudiera hacerse cargo del pago.
El Pleno del Ayuntamiento de Alboraya del pasado 23 de febrero acordó requerir a su empresa EGUSA para que informase de la existencia de comfort letter que pudiera haber en su poder. La empresa municipal, después de investigar, ha presentado en el Ayuntamiento seis emitidas por el anterior alcalde Manuel Álvaro.

Las comfort letter están dirigidas a la Caja de Ahorros de Murcia (14-2-2005) por un valor de 1.041.942, 06 euros, al Banco Español de Crédito (15-5-2006) por 172.000 euros, a la Caja de Ahorros de Valencia, Castellón y Alicante (5-1-2007) por 5 millones de euros, a la Caja de Ahorros de Valencia, Castellón y Alicante (25-10-2009) por 4, 5 millones de euros, a la Caja de Ahorros de Galicia (14-3-2007) por 3, 5 millones de euros y a Caixa Galicia (4-2-2009) por 3, 5 millones de euros.

Según informe de intervención todas las comfort letter se efectuaron sin el informe preceptivo de Intervención. Las dos primeras, por su cuantía, podía suscribirlas el Alcalde sin autorización de la Comunidad Autónoma, pero las otras cuatro restantes, por su elevado importe, eran de competencia plenaria y con autorización de la Comunidad Autónoma.

El informe considera que “las comfort letter firmadas por el anterior Alcalde de Alboraya, Manuel Álvaro Manzano, son comfort letter fuertes, debiéndose haber seguido el mismo procedimiento para su emisión que el de los avales, a excepción de las dos primeras que bastaría el informe de intervención que no existió nunca”.

El informe añade que “consultados los puntos del orden del día de las sesiones del Pleno y de la Junta de Gobierno, no consta acuerdo alguno referente a éste tema, que no se tiene constancia de expediente alguno en el que figure el procedimiento que se siguió y que en relación al informe preceptivo de Secretaria para las cuatro últimas comfort letter en esa dependencia no consta informe alguno al respecto”.

Por todo ello, el actual equipo de Gobierno ha creído “conveniente y oportuno poner en manos de la Fiscalía estas irregularidades continuadas y reincidentes para que sea la justicia quien dictamine si estos actos son susceptibles de delito”. Desde la corporación se subraya que “no hay expediente alguno y que ni la secretaría, ni la intervención tenían conocimiento alguno del actuar del anterior alcalde, Manuel Álvaro, una muestra más del carácter presidencialista del anterior gobierno donde Manuel Álvaro hacía y deshacía sin informar a nadie ni pasar ningún control preceptivo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here