Agbar recurre la adjudicación a Aguas de Valencia del contrato de agua potable del área metropolitana durante 50 años

0
48

La mercantil Aguas de Barcelona (Agbar) ha presentado un recurso ante el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 6 de Valencia en el que se exige la paralización del proceso de adjudicación de la distribución de agua potable en alta al área metropolitana de Valencia durante 50 años a Aguas de Valencia.
Según ha informado la empresa en un comunicado, el objetivo es que se suspenda el procedimiento de licitación hasta que la Entidad Metropolitana de Servicios Hidráulicos (Emshi) “cumpla la normativa comunitaria vigente y reconozca al licitador no favorecido por la adjudicación -en este caso Agbar- la posibilidad de interponer un recurso especial en materia de contratación, lo que supondría que un juez revisara la evaluación de las ofertas realizada por la Administración”.

La Emshi ha convocado asamblea para el próximo martes, 6 de noviembre, para aprobar la propuesta de la Mesa de Contratación de la entidad para que se adjudique a Aguas de Valencia, SA (AVSA) la condición de socio privado en la empresa mixta que se constituya con ese fin. La anterior adjudicación a AVSA en 2008 fue anulada por una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana el pasado 8 de mayo, en virtud de un recurso de Agbar, que había presentado oferta en UTE con Rover Alcisa.

Según las mismas fuentes, la propuesta para adjudicar el suministro a AVSA “está amparada únicamente por un informe interno elaborado por los propios técnicos de la Emshi, que da mayor puntación a la oferta de AVSA pese a que la de Agbar-Rover Alcisa es un 17% más barata”.

“La Emshi no atendió la solicitud de AGBAR en el sentido de que pidiese informes externos para evaluar la parte económica de las ofertas y a ello se une la circunstancia al menos irregular de que el interventor, autor del informe económico, votó su propio informe en la Mesa de Contratación”, han indicado desde la empresa.

Agbar ya planteó ante el juzgado un incidente de ejecución de sentencia, que está pendiente de resolución, para reclamar la disolución de la sociedad mixta Emimet, constituida en 2008 entre AVSA y la Emshi en virtud del acuerdo ahora anulado por el TSJ.

También formuló un recurso contencioso-administrativo contra la propuesta de la Mesa de Contratación de la Emshi, ya que antes de esa reunión presentó ante ese organismo un informe jurídico que establece que la oferta de AVSA está incursa en causa de exclusión porque incumple la cifra mínima de inversiones de choque prevista en el pliego del concurso (70 millones en 4 años) al ofrecer una cantidad inferior, 63 millones, mientras que la UTE Agbar-Rover Alcisa ofrece 81 millones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here