El ex jugador del Mislata que agredió al árbitro acepta diez meses de cárcel y pagar 62.000 euros de indemnización

El hombre de 30 años, agente de la Policía Nacional, que agredió a un árbitro menor de edad cuando militaba en el Mislata UF ha aceptado hoy una pena consistente en 10 meses de cárcel por un delito de lesiones y a pagar una indemnización de 62.000 euros para el joven agredido quien, a causa de los múltiples golpes, perdió el bazo.

El fiscal pedía inicialmente cinco años y medio de prisión pero finalmente se ha llegado a un acuerdo por el que el agresor ha aceptado diez años de cárcel y el pago de la indemnización. Del total de la misma, 50.000 euros se destinarán a indemnizar a la víctima y otros 12.000 para pagar los costes de la hospitalización y los tratamientos a los que fue sometido y que asumió la Conselleria de Sanidad.

Los hechos ocurrieron en febrero de 2013 mientras se disputada el partido de fútbol entre el Mislata y Los Silos en Burjassot, perteneciente a la Segunda Regional. Con el partido empatado y rozando el final del mismo, el árbitro señaló una falta al acusado y este le insultó. Entonces, el arbitro le sacó tarjeta roja y ordenó su expulsión lo que provocó que el acusado se abalanzase sobre la víctima propinándole puñetazos y patadas una vez este cayó al suelo. La agresión le provocó, entre otras lesiones, la pérdida del bazo.

El Mislata UF expulsó inmediatamente del club a este jugador que entonces contaba con 27 años y era agente de la Policía Nacional. También la federación de fútbol de la Comunitat Valenciana lo expulsó.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *